lunes, 18 de abril de 2011

Espárragos asados con rösti y falsa romesco





Para dos personas de buen apetito si no se sirve nada más


Los rösti de patatas

Además de patatas, los rösti veganos suelen llevar ajo, cebolla, perejil u otros ingredientes. En este caso los he hecho solo de patatas para obtener un sabor neutro de acompañamiento.

  • Lava dos patatas medianas, quítales las partes feas y deja el resto de la piel (o pélalas si lo prefieres).
  • Cuécelas 2 minutos en el microondas a potencia máxima, retira y deja enfriar hasta que se puedan manipular.
    Atención: si no hace falta quitarles nada de piel, pínchalas bien antes de ponerlas en el micro para evitar que estallen.
  • Rállalas gruesas (tienen que tener una consistencia pegajosa, ni crudas ni cocidas).
  • Echa las patatas ralladas por cucharadas en una sartén con poco aceite para hacer los rösti.




  • Aplana los rösti con una paleta y dóralos de ambos lados, deben quedar crujientes por fuera y tiernos por dentro.
  • Retíralos, ponlos sobre papel absorbente y sálalos si lo deseas.


Los espárragos

  • Lava bien dos manojos de espárragos verdes y córtales las puntas duras (sujétalos con una mano a unos centímetros del extremo opuesto a la yema y dobla la punta leñosa con la otra mano, ellos solitos se partirán por donde deben).
  • Ponlos en la plancha no demasiado caliente con las yemas fuera.



  • Dales la vuelta, déjalos uno o dos minutos más, retíralos y, si lo deseas, échales desde bien arriba unos cristales de sal.


La salsa

Bate bien:
  • 1 tomate grande
  • 2 cucharaditas de pimentón dulce (mejor ahumado)
  • 20 g de almendras
  • 1 buen chorro de aceite de oliva
  • 1 chorrito de vinagre balsámico
  • sal, pimienta y un pellizco de azúcar

  • Sirve todo con una ensalada verde y un buen pan.

    7 comentarios:

    1. Qué rica combinación...Por ahora no tenemos espárragos pero voy a guardarme esta maravillosa receta y su presentación para cuando los consiga...Las papas así me encantan!!
      Besitos!!

      ResponderEliminar
    2. Inma S: es que los colores son muy bonitos, el mérito es todo de ellos!
      Un abrazo.

      Caro: no habrá una parrillita para espárragos, como las hay para pescado y (acá) para alcauciles? Así los podrías hacer a las brasas, mmmhhh!!!
      A mí también me encantan las papas con gusto a papa y basta.
      Besitos a vos!

      ResponderEliminar
    3. Yo suelo hacer muchas veces los espárragos a la plancha pero sin tus acompañamientos que me parecen un acierto total y ahora mismo me apunto en pendientes. ¡Riquísimos!. Buen día

      ResponderEliminar
    4. Hola Marus, me alegro mucho de que te gusten, gracias por decírmelo.
      Un abrazo.

      ResponderEliminar
    5. Hola Nina, el otro día me animé con los rosti: se me despanzurriaron un poco (creo que cocí la patata demasiado) pero sabán riquísimo! Lo intentaré de nuevo a ver si logro mejorar la textura!

      ResponderEliminar
    6. Nagore, hola guapa!
      Me alegro de que te gustaran! También los puedes hacer con patata cruda, tardan un poquito más pero quedan estupendos. Hay quien ralla la patata cruda y la estruja con un paño para quitarle el agua. Y también quien les añade unas cucharadas de harina.
      Pero yo te sugiero probar hasta que encuentres el punto justo entre el tamaño de las patatas y el tiempo de micro: si te dejan las manos pegajosas, están en su punto.
      Un beso y gracias por contarme!

      ResponderEliminar

    Gracias por dejarme un comentario