domingo, 24 de julio de 2011

Canelones de berenjena con dos salsas


Primero me voy a poner antipática: los canelones no se hacen con crêpes (panqueques, crepas, tortitas) sino con masa de canelones, que es pasta igual a la de los macarrones o las lasañas.

Y, ahora que me he desahogado, os muestro los canelones secos que he encontrado en Lidl, listos para rellenar y cocinar. No llevan huevo, así que son aptos para veganos aunque van muy bien para todos.


Entonces, por primera vez en mi vida, me decidí a hacer canelones. 
Y aquí van (cantidades para doce canelones).


El relleno

  • Asa una berenjena a la plancha por todos los lados hasta que la piel esté sequita y crujiente. Déjala templar.
  • En la misma plancha, asa también una cebolla grande cortada en rodajas.
  • Pela la berenjena, aprieta la pulpa para que suelte el líquido y pícala con un cuchillo.
    Pica también las rodajas de cebolla asadas.
  • Mezcla las dos cosas con dos dientes de ajo picaditos.


  • Añade un puñado de soja texturizada de tamaño mediano, previamente ablandada en agua caliente.
  • Condimenta con sal, pimienta, hierbas, levadura de cerveza en copos, semillas de sésamo y todo lo que se te ocurra para que quede bien sabroso.



La salsa de tomate

Si es casera, mucho mejor. Hará falta alrededor de medio litro y tiene que estar bastante líquida para que la masa de los canelones se cocine bien.


El montaje

  • Rellena los canelones con una manga y acomódalos sin que se toquen en una fuente de horno untada con margarina o aceite.
  • Cubre con abundante salsa de tomate, tapa lo más herméticamente posible con papel de aluminio y hornea de 20 a 30 minutos a 200 ºC.


La salsa crema

Mientras se hornean los canelones, pon en un cazo:
  • 2 cucharadas de harina
  • 1/2 litro de leche vegetal
  • 3 cucharadas de nata de soja o de avena

 

Hierve removiendo hasta espesar y condimenta con sal, pimienta y nuez moscada.


Sirve los canelones a la manera argentina: cubiertos con salsa de tomate y chorreados por encima con salsa crema.

Precaución: al no llevar huevo la masa es más frágil, así que hay que manipularlos con bastante mimo para que no se rompan.

Lo ideal es tener una paleta para canelones de las que hay en Argentina, comodísimas porque son curvas y los levantan enteritos. Si vas a Argentina no olvides comprarte una (pero si alguien te convida a canelones, prepárate para comer crêpes  :-)

9 comentarios:

  1. Nina, estos canalones tienen que estar riquísimos!!
    ¿Así que los hacen con creps?, jaja, por aquí, ya sabes, con pasta de toda la vida, que los canalones son el plato típico en el día después de Navidad.
    Estos voy a hacerlos, me ha gustado mucho esta receta. Para eso me compraré el servidor de canalones, que me parece un artilugio estupendo ¡el cortador de ajos lo tengo igualito que tú, va genial!

    Un beso, guapa.

    ResponderEliminar
  2. Montse, hola! Si consigues el aparatejo, por favor dime dónde que nunca lo he visto por aquí. Y si no lo consigues, hablamos antes de mi viaje a Argentina :-)
    Gracias y un beso!

    ResponderEliminar
  3. ¿En serio hay quien hace canelones con masa de crepes? Cada día alucino más con cosas así :P

    Yo nunca he hecho canelones, a ver si encuentro esa marca en Lidl porque me da miedo hacerlos con pasta plana, seguro que se me desmontan. Riquísimos! Me encanta con tanto protagonismo de la berenjena :)

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  4. Excelente relleno y lección de como debe ser la masa de los canelones!!! Imposible comer por acá canelones con esa masa, y hechos con leche y crema vegetal...Jamás!!! Qué bueno ofrecerle a la gente otra opción para la crema y la leche que no sea la de vaca. Buenísimo Nina...De 10!!! Besos!!!

    ResponderEliminar
  5. Cariño!
    Se me está haciendo la boca agüita!

    Por aquí no encuentro berenjenas , de hecho no les gusta el sabor que tienen y cuando he logrado alguna venían arrugaditas de tanto rodar. Junto a las alcachofas una de las cosas que más echo de menos.

    ResponderEliminar
  6. Akane: bueno, se suele oír allá por el Cono Sur y no tan Sur, sobre todo en la comida casera.
    Hacerlos con la pasta plana es un cñz (léase engorro), en cambio estos canutitos son comodísimos.
    Un beso!


    Carito: gracias por los mimos!
    No me digas que la costumbre ha llegado a los restaurantes, sería el colmo de la tontería porque decir panqueques no les quita nada, mirá si no la panquequería de Carlitos!
    Pero el invento de las dos salsas es genial, eso compensa lo otro.
    Un besote, linda.

    ResponderEliminar
  7. Juremita, hola! Qué pena no tenerte cerca para invitarte!
    Así que no tienes alcachofas ni berenjenas, a mí me costaría horrores porque las berenjenas son mi carne.
    Pero a cambio tienes otras cosas que, estoy segura, no cambiarías por todas las berenjenas del mundo :)
    Un besazo y gracias por venir.

    ResponderEliminar
  8. tiene una pinta estupenda. Que rico. Bss

    ResponderEliminar
  9. Hola Luisa! Muchas gracias y un beso a ti.

    ResponderEliminar

Gracias por dejarme un comentario