jueves, 22 de noviembre de 2012

Lasaña Benedetta



He recibido un regalo maravilloso: un trozo de vida.
Benedetta, autora del precioso blog La nuez moscada, ha dedicado horas de su tiempo a escribir una nota sobre este blog, un verdadero reportaje con fotos de las recetas y comentarios. ¡Y hasta me ha hecho una entrevista, como a los famosos! Justo ahora que yo había dejado de alimentar la Cocina, ella va y le prepara un banquete.

Sin ánimo de retribuírselo porque no sabría cómo hacerlo, yo también he querido darle un pedacito de mi vida.
Leí una vez que los antiguos chinos solían llevar piezas de jade en los bolsillos para que se impregnaran de su esencia. Así, cuando las regalaban, daban una parte de sí mismos.
Y hay algo que yo llevo conmigo desde hace años: una receta que originalmente llamé Lasaña de Pascua porque la estrené en esa ocasión con mi familia, que repetí varias veces y que hoy rebautizo con el nombre de Benedetta. Las próximas veces que la haga, Benedetta, estarás en nuestra mesa.

Y ahora, antes que una lagrimita me borronee el post, vamos a la receta.



 Una lasaña bajita y delicada, con un toque inesperado de limón
y el aroma avellanado de la harina tostada

Para 4 raciones

El relleno

Ingredientes:

  • 350 g de champiñones frescos
  • 1 cebolla mediana
  • 4 nueces
  • ralladura de medio limón o un poquito más
  • 1 cucharada de margarina vegana + 1 chorrito de aceite
  • sal, pimienta y estragón
Preparación:
  • Pica la cebolla y rehógala suavemente en la margarina.
  • Sube el fuego y añade los champiñones en rebanadas no muy finas. Cocina removiendo hasta que se encojan, dejando un poco del líquido que suelten.
  • Añade la piel de limón rallada y condimenta con sal, bastante pimienta y un pellizco de estragón (no te pases porque, sobre todo si es de bote, puede tener un sabor muy intenso).

-o-o-O-o-o-

La bechamel

Ingredientes:

  • 2 cucharadas de margarina vegetal
  • 2 cucharadas de harina
  • 1/2 l de leche vegetal
  • sal, pimienta... ¡y que no falte La nuez moscada!
Preparación:
  • Derrite la margarina en un cazo de fondo grueso, añade la harina y cocina removiendo hasta que se tueste ligeramente sin quemarse (color té con leche).
  • Vierte la leche poco a poco, removiendo con unas varillas para que no queden grumos.
  • Baja el fuego y cocina 3 minutos sin dejar de remover.
  • Condimenta con sal, pimienta y nuez moscada.
  • Tiene que quedar bastante líquida, si se ve espesa, añade un poco más de leche.
-o-o-O-o-o-
El montaje
  • Pon una capa fina de bechamel en el fondo del molde.
  • Cubre con placas de lasaña listas para usar. Truqui: si el molde es redondeado, remoja las placas para acomodarlas mejor.
  • Distribuye unas cucharadas de relleno sin cubrir toda la superficie, espolvorea con nueces y chorrea con bechamel.



  • Haz otras dos capas iguales, termina con placas y baña por completo con bechamel (reserva un poquito para decorar).
  • Espolvorear con levadura de cerveza en copos, rocía con una cucharada de margarina derretida y hornea hasta que esté dorado.
  • Emplata y adorna con unos trocitos de nuez, algún champiñón y la bechamel reservada aligerada con leche.

    -o-o-O-o-o-
Grazie ancora, cara Benedetta!

6 comentarios:

  1. Nina,me encantan tus platos y todo lo relacionado con el vegeterianismo me atrae.
    No soy vegetariana pero lo sería con gusto si mi familia cooperase un poco (muchos días mi marido se queja de mis platos tan saludables).
    Me uno con gusto a tu blog y a tus ricas recetas.
    Un beso y un domingo agradable

    ResponderEliminar
  2. Hola María, bienvenida y gracias por quedarte!
    La convivencia entre vegetarianos y omnívoros no es fácil, pero en tu caso tienes la ventaja de que cocinas tú. Tengo un libro de recetas vegetarianas con complementos optativos de carne para casos como el tuyo. Si me mandas tu dirección por email estaré encantada de enviártelo por correo.
    Otro beso y que estés bien!

    ResponderEliminar
  3. Carissima Nina!!! Estoy a punto de llorar de la emoción... nunca hubiera pensado que me iban a dedicar algo tan hermoso, y no me refiero solo a las lasañas sino también a tus palabras tan cariñosas! En serio eres una persona preciosa!
    G-R-A-C-I-A-S! ;-)

    Benedetta

    Ps: La receta lleva todos los ingredientes que màs me gustan! champiñones y nueces! mamma mia!!!

    ResponderEliminar
  4. Bé, amore, si seguimos así vamos a hacer un desparramo de lágrimas! Esto no es nada al lado de lo que me has regalado tú, figurati.
    Me alegro de que te gusten los ingredientes, se ve que en 2007 (cuando nació la receta) yo ya te conocía sin saberlo :)
    Ciaociaoo

    ResponderEliminar
  5. ¡Preciosa entrevista y reportaje! Me ha encantado leerlo todo y conocerte un poco mejor, Nina. Y la lasaña para chuparse los dedos, por supuesto :)

    ResponderEliminar
  6. Nihacc, has visto qué encanto esta Benedetta! Lo mejor es que nos hemos convertido en buenas amigas pese a la distancia en km y en años.
    No soy un panorama muy turístico, pero cuando quieras nos podemos conocer más también nosotras.
    Beso!

    ResponderEliminar

Gracias por dejarme un comentario