miércoles, 3 de febrero de 2010

Gombo Supermercados: el Sur también existe


Ya sabéis que los safaris gastronómicos me apasionan, que las estanterías de un supermercado exótico me llaman más que las vitrinas de una joyería y que en cuanto puedo me voy de razzia a estas benditas sucursales de tierras que tal vez nunca llegue a pisar. Sucursales no tan lejanas como los países que representan pero todas fuera de mi ciudad, con la frustración que eso supone para mi mente siempre embarazada y antojadiza.

Hasta el día en que Pili me llamó para contarme que ella y Celia habían descubierto un "supermercado raro" ¡a pocos cientos de metros de mi casa!

- ¿Chino, paquistaní?
- No, es algo raro.
- ¿Cómo raro, qué venden?
- Ya te digo, cosas raras, que no conozco. Pero está muy bien, tienes que ir.

Y allá fuimos, con la ilusión en ristre, para descubrir que gran parte de lo que venden en Gombo Supermercados son productos africanos. Por eso el desconcierto de Pili, tampoco yo había visto nunca la mayoría de esas cosas.

Cuando oía decir "comida africana", yo pensaba en el cuscús magrebí, en alubias negras o en yucas cortadas con machete. En cambio... si supierais... ¡hay tantas cosas y son tan interesantes que me llevará años probarlas todas! Y hablo solo de las vegetarianas, las demás os dejo que las descubráis vosotros.

Antes de mostraros algunos de mis trofeos os cuento que el personal es de aquí y muy amable, por lo cual no tendréis problemas de comunicación como en otros supermercados étnicos. Con un valor añadido: Iván es un amante de la cocina y ha probado casi todo, así que en él tendréis un asesor sapiente y paciente.

Os comento rapidito algunos de mis descubrimientos:

Por supuesto, primero de todos, el gombo (okra, quingombó, gumbo).

Recuerdo cuando Nancy Lam decía en sus programas: compradlo, es caro pero merece la pena.

Pues bien, en Gombo el gombo no es caro, además alcanza con poquito. 
Se prepara en infinitos platos, yo lo hice salteado con cebolla y arroz y nos gustó mucho. En cualquier caso, no le echéis demasiadas cosas porque tiene un sabor delicado y sería una pena tapárselo.
 
Las bayas de goji, con tantas propiedades que hay quienes las consideran milagrosas.


Pero el mayor milagro es que aquí cuestan la cuarta o quinta parte que en la mayoría de los herbolarios. Las podéis tomar tal cual, como pasas (que es lo que son), con cereales y en cantidad de preparaciones. Son ideales para llevar en el bolso y comerse un puñadito cuando empieza a picar el hambre. Y, ojito, dicen que ayudan a adelgazar.

Otro producto interesante es la pasta de dátiles. No de los dátiles largos que conocemos sino de ésos redonditos que crecen apiñados en lo alto de ciertas palmeras.



En el envase aconsejan disolver una cucharada de pasta en yogur y cocinar trozos de carne en esta salsa. Yo mezclé una cucharada de pasta con media de mostaza suave y un buen chorro de aceite de girasol, y con eso salseé unas cebollas asadas. Riquísimo y suave, como para ir descubriéndole una aplicación cada día.



¡Fantástico el polvo de cebolla! No es la cebolla en polvo que conocemos, blanca y de gusto suave, sino otra oscura y muy sabrosa, como para levantar el sabor de cualquier plato.


Y en tema de levantar sabores, estos condimentos espesantes.

Teóricamente son para sopas pero yo los he utilizado en varias cosas, desde champiñones salteados hasta arroces. El hecho de que sean espesantes hace que hasta el arroz vaporizado parezca un risotto. El componente principal es la sal, por lo cual hay que usarlos con tiento y no añadir sal aparte.

También en la frutería, el eddo, un tubérculo de sabor y consistencia delicados que se prepara como las patatas.


Son vagamente animalescos, con su baba y sus pelos. Una vez pelados y cortados en cubitos, los rehogué en aceite con un puerro, después los cubrí apenas con agua y un poco del condimento rojo de más arriba, y al final les eché un tomate pequeño y unos trozos de mango en brunoise. Muy ricos.



No os he dicho que muchos de los productos los tienen a granel y los envasan ellos mismos. Hay lecitina de soja, levadura de cerveza en copos, harina de garbanzo, variedad de legumbres y de arroces, especias y mucho más que se me escapa pero que podéis ver (y pedir, porque envían a distancia) aquí. Todos los precios que he visto son más convenientes que en los demás comercios.

· Y también hay productos variados, no solo africanos sino también latinoamericanos y orientales, como unos rollitos de primavera minúsculos, congelados, que van muy bien como aperitivos.
· O las obleas para empanadillas argentinas, sin grasas animales, para hornear o freír.
· También algas nori a un tercio de lo que cuestan en los hiper.
· Y una variedad de refrescos de frutas tropicales que no se sabe por dónde empezar. Probamos el de tamarindo y es una delicia.
· Hablando de tamarindo, también lo tienen en vainas y en pasta (ya os pondré unas patatas con jugo de tamarindo que están buenísimas).
· También té verde en una variedad que nunca había visto, acompañados de hojas de menta envasadas para hacer el té de menta marroquí.

Y, dulcis in fundo (nunca mejor dicho), están ellos: los fantásticos, increíbles e irrepetibles caramelos de jengibre con que os invitará la simpática Aída en la caja. Pueden gustar o no, pero si gustan enganchan. Estáis avisados.

13 comentarios:

  1. pero que genial descubrimiento, ya mismo me voy a cotillear a ver que encuentro!!!
    cariños!!

    ResponderEliminar
  2. Qué sorprendente! Un placer descubrir cosas nuevas gracias a ti.
    Saludos!

    ResponderEliminar
  3. Sorprendente lo que cuentas y también el cambio de look de tu verde blog.
    Me gustan mucho las dos cosas.
    Besos.
    Esperanza.

    ResponderEliminar
  4. LILU: síiii, a mí me hizo cosquillitas! Lamentablemente en la página no se ve todo lo que tienen, pero seguro que algo encontrarás.
    Un besazo, preciosa!


    ASTERINA, hola Estrellita del mar!
    El placer es todo mío, de encontrar esas cosas y de cotillear con vosotros.
    Un abrazo verde compartido :-)


    ANTA, holaaaaa! Me encanta que te guste el nuevo look, el blog estaba necesitando una mano de pintura.
    Gracias por tu comentario, guapísima, un beso grandote!

    P.D. Acabo de mirar tu blog y le estoy pasando la lengua a la pantalla, quién te tuviera más cerca!
    Vale, otro beso :-)

    ResponderEliminar
  5. los condimentos alimentarios son buenisimos, los africanos los utilizan para los arroces, carnes, cualquier cosa tienen que echarle, el sabor que da es buenisimo, en la cocina arabe, estos condimentos no se utilizan mucho, pero tb esta muy buana. Sigo tu blog, me parece muy interesante. Besicos

    ResponderEliminar
  6. Hola.
    He descubierto tu blog por pura casualidad, pero, a partir de ya, me tienes como seguidora.
    No soy vegetariana pero toda la comida me encanta asi que porque no?.
    Felicidades.

    Pochoncicos.

    ResponderEliminar
  7. LEILA: hola! Coincidimos en el gusto por la cocina árabe, no la hago a menudo pero siempre que puedo la disfruto en los restaurantes. Son sabores suntuosos, emocionales.
    Me encanta que te guste el blog, mil gracias por seguirme!
    Besos a ti y hasta pronto.

    WIVITH: bendita casualidad! (Pero será casualidad? A veces la araña teje la web con intenciones ;-)
    No serás vegetariana, pero esa ensalada de coliflor y tomate que tienes en tu blog está para chuparse los dedos! Y de los bollitos ni hablar. Pero me has dejado intrigada con la extraña barra blanca, se ve que tú también vas por ahí buscando cosas raras!
    Gracias por tu comentario, por seguirme y -muy en especial- por los pochoncicos!

    ResponderEliminar
  8. Hay guapa, ¿qué será, que el ser vegetarianos nos vuelve locos por lo exótico? yo tambien descubrí las okras, la pena es que aquí en Madrid yo no lo ha he encontrado más barata de 5 euros/kg, pero de vez en cuando ¿por que no darse un gusto y hacer medio kilito? Voy a intentar hacerte llegar vía email una receta de un curry de Okras que he de reconocer que a mí me vuelva loco.

    Es de un libro que pedí por internet, baratito y que está genial: Grandes recetas de cocina vegetariana, te pongo un enlace para que veas la portada, no trabajo en espasa calpe te lo juro
    http://www.casadellibro.com/libro-cocina-vegetariana-grandes-recetas/956193/2900000977046

    Besos voy a intentar mandartela.

    ResponderEliminar
  9. Hola Anónimo!
    Pues sí, cuando te haces vegetariano te conviertes en un explorador, antes lo llenábamos todo de animales y ahora hay que colmar el hueco!
    He jurado no comprar más libros de cocina pero me encanta romper los juramentos, así que ya mismo me pongo a mirar ese que me dices.
    Y esta tarde me voy a Gombo a buscar gombos para hacer la receta, solo de leerla ya estoy segregando jugos varios!
    Un beso gordo y un montón de gracias, me has alegrado el día :-)

    ResponderEliminar
  10. Hay tambien al lado del metro Tetuan un gran almacen asiatico, tienen incluso maquinas para hacer la leche de soja, muchos frutos secos de su pais, las okras, tambien y esos datiles redondos.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  11. Hola Daniela, bienvenida!
    Estoy buscando una máquina de hacer leche, probaré en los súper asiáticos de Barcelona y si no la encuentro me haré una escapada a Madrid.
    Este súper no tiene productos asiáticos sino africanos, que también son interesantes. Es estupendo poder probar cosas de otros países sin viajar, no crees?
    Gracias por tu aportación, iré donde me dices y veré también los dátiles redondos (no los conozco pero ya me están haciendo cosquillas en la lengua).
    Espero verte más veces, un beso!

    ResponderEliminar
  12. Cariño tu blog es espatacular...yo soy de Brasil y allí utilizamos todos estés productos, el gombo, que llamamos quiabo, esta muy bueno rehogado solo con ajo, una delicia y aquello q es babosa y se parece a una patata, esta rico en un rehogado de ajo y cúrcuma... Segura q te encantara. Besitos. Edhu

    ResponderEliminar
  13. Hola Edhuardo, bienvenido y gracias!
    Es que a ustedes no les falta nada, Brasil es mucho Brasil!
    La próxima vez los prepararé como tú dices. Y sí, seguro que me encantará.
    Abrazos de una argentina trasplantada :)

    ResponderEliminar

Gracias por dejarme un comentario